China rompe el mercado: Lleva gastados 120M€ en fichajes

China siempre concebió el deporte como algo individual, más que colectivo: badminton, tenis de mesa, atletismo… Cultura del hijo único, lo llaman. Sociedad del egoísmo. Hasta ahora. Desde que el presidente Xi Jinping, gran aficionado al fútbol, jurara el cargo, se ha propuesto cambiar la percepción del deporte en el país con mayor población del mundo (1.376 millones). Su plan pasa por hacer del fútbol asignatura obligatoria en los colegios y por conseguir que los niños lo practiquen más. Extraña, casi escuece, que un país con tantos seleccionables sólo haya jugado un Mundial en su historia, el de 2002.

Para ello, China y los chinos necesitan un espejo en el que mirarse. Además de la Premier o la Liga, más globales que exclusivos, ese espejo será a partir de ahora la Superliga china, el torneo local que empieza a llenarse de jugadores y entrenadores de primer nivel, pese al límite de cuatro extranjeros —más otro asiático— actual. En los últimos meses el campeonato chino ha roto el mercado con fichajes seductores y millonarios para Europa.

Fichajes. En los últimos días diferentes clubes han cerrado los refuerzos de Gervinho por 15 millones, Guarín por 12 o Renato Augusto por 8. Además, está muy cerca de confirmarse el más caro de todos, el de Ramires a Jiangsu por 26. Se unen estos a los de hace unos meses de Paulinho por 14, Asamoah Gyan por 9, Demba Ba por 13 o Robinho, que llegó libre pero como una estrella. Ni que decir tiene que todos pisan China a cambio de inalcanzables salarios en Europa.

La fuerte y repentina inversión económica del fútbol en China recuerda a otros sectores que también la han vivido recientemente y sobre los que ya se cierne una burbuja que amenaza con estallar, especialmente a nivel inmobiliario y bursátil. Mientras esto ocurre, si es que ocurre, técnicos como Scolari, Eriksson, Zaccheroni, Menezes o Manzano, el único español entre ellos, más jugadores internacionales llegados de todo el mundo, se preparan para disputar desde el 5 de marzo la temporada más lujosa y espectacular que jamás hubo en China. A más de un mes del comienzo ya van gastados 120 millones. Muchos. Y más que vendrán.

La situación en otras ligas

Inglaterra (118M€). La Premier se ha gastado ya cerca de 118 millones de euros en fi chajes y ha realizado un total de 81 transacciones (entre fichajes, ventas y cesiones) durante el mercado de invierno pese a que los grandes apenas han movido ficha. El Leicester, actual líder, ha invertido cerca de 10 millones para reforzarse con Demarai Gray y Amartey, mientras que el City parece decidido a pasar por el alto este mercado después de su agitado verano. El Arsenal, por su parte, ha fi – chado a Elneny, del Basilea, por unos 7 millones para cubrir las bajas de Cazorla y Flamini y ya no espera realizar más incorporaciones. El United ha recuperado a Januzaj y espera la llegada de un lateral, mientras que el Chelsea confi rmará en las próximas horas el fichaje de Pato. Así, con los grandes medio parados, destacan los 40 millones que se ha gastado el Newcastle con Townsed, Shelvey.

Alemania (37,7M€). A falta de seis días para el cierre del mercado invernal en Alemania, la Bundesliga ya ha invertido un total de 37,7 millones de euros en nuevas incorporaciones y ha ingresado 43,1, por lo que el balance a estas alturas es positivo y la máxima competición teutona muestra ganancias de 5,7 millones. El conjunto que más se ha gastado hasta ahora es el Gladbach, que también protagonizó el traspaso más caro del invierno hasta ahora pagando 8 millones por Hofmann, del Dortmund. El fi chaje más sonado en cambio fue la vuelta de Grosskreutz a la Bundesliga. El ex del Dortmund dejó el Galatasaray por 2,2 millones para incorporarse al Stuttgart. Además, el Mainz llegó a rechazar 13 millones del Dortmund por Malli. El que no se ha movido ni lo va a hacer es el Bayern de Múnich.

Italia (54M€). El mercado de fichajes de invierno, hasta ahora, no regaló grandes sorpresas en la Serie A. Hay bastante decepción entre los tifosi y es común la sensación de que sólo se estén moviendo jugadores que han decepcionado. De momento, los clubes italianos invirtieron 54 millones de euros, ingresando 42. El Torino ilusionó con el regreso de Immobile, aunque uno de los equipos más activos fue la Fiorentina, que se hizo con los servicios del Tello, Zarate y Tino Costa, mientras que el Roma vendió a Gervinho a los imparables chinos (Hebei China Fortune, por 15 millones), apostando por las ganas de revancha de El Shaarawy. En estos últimos días se espera un fichaje para la delantera del Inter (se habla de Eder), mientras que el Nápoles, tras el joven mediocampista Grassi, busca un defensa (Nacho gusta).

Francia (14,5M€). Francia apenas ha gastado 14,5 millones en fi chajes de invierno hasta ahora. Sólo tres clubes han comprado jugadores: el Monaco a Vagner Love (1,5 millones de euros), el Niza a Walter (1) y el SaintEtienne a Söderlund y Tannane (3,5). Las otras nueve incorporaciones fueron a coste cero o con jugadores cedidos. Tampoco hubo muchos movimientos en cuanto a bajas. Sólo tres clubes recibieron dinero fresco con las ventas: el Lyon, el Burdeos y el Angers. Eliminados de la Champions, los lioneses vendieron a Beauvue (Celta, 5), mientras que los bordales traspasaron a Saivet al Newcastle (6) y el Angers a Camara (Derby County, 2,5) y Butelle (Brujas, 1). El PSG no hizo ningún movimiento en este mes de enero y el otro club histórico de la Ligue 1, el Marsella, podría hacerlos en la recta fi nal con un delantero y un extremo. Suenan Miku (Rayo), Samatta (Mazembe) y Thauvin (Newcastle).

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada . Guarda el enlace permanente.