Muere Marvin Minsky, padre de la inteligencia artificial

Marvin Minsky (Nueva York, 1927) ha muerto a consecuencia de una hemorragia cerebral a los 88 años, según ha informado su familia a The New York Times. Considerado el padre de la computación y la inteligencia artificial, su trabajo sentó las bases para posteriores desarrollos en robótica, informática y otros campos.

Minsky era uno de los científicos más brillantes de su generación. Fue vecino de Isaac Asimov y amigo de Arthur C. Clarke. Conoció a Albert Einstein y Robert Oppenheimer, dos de los físicos teóricos más importantes de la historia de la humanidad. Décadas después asesoró a Stanley Kubrik durante el rodaje de 2001: Una odisea del espacio sobre cómo debía comportarse la máquina HAL e inspiró a Michael Crichton para escribir Jurassic Park.

Licenciado en Matemáticas en la Universidad de Harvard en 1946, se doctoró en la Universidad de Princeton en 1954. En 1959 ingresó como profesor en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), donde fundó, junto con John Mc Carthy, el Laboratorio de Inteligencia Artificial

Fue en esta época cuando Minsky inició su objetivo de transformar los ordenadores de entonces, que básicamente eran máquinas de calcular, en máquinas inteligentes capaces de imitar la mente humana. Basándose en la idea de que el cerebro es una máquina que se puede replicar, abordó el problema de dotar a estos aparatos de sentido común, dotándolos del conocimiento que el hombre adquiere mediante la experiencia. Este empeño le llevó a realizar contribuciones esenciales en matemáticas, ciencia cognitiva, robótica y filosofía.

Ya en 1974 se convirtió en catedrático de Ingeniería Eléctrica del MIT y empezó a ejercer como Donner Professor of Science, cargo que ostentó hasta 1989. Desde 1990 fue titular de la Cátedra Toshiba de Media Arts and Sciences del MIT, dedicada a la investigación de las más avanzadas tecnologías de la información. Además, ha recibido a lo largo de su vida numerosos premios, como el Turing Award (1969), el IEEE Intelligent Systems Hall of Fame (2011), y el Premio Fronteras del Conocimiento de la Fundación BBVA (2014).

Durante gran parte de su carrera investigadora, Minsky recibió fondos del Departamento de Defensa de EE UU. En alguna ocasión ha dicho que el fin de la Guerra Fría fue también, debido a los importantes recortes en presupuesto militar, el origen de la ralentización del progreso técnico que según él ha sufrido el mundo en los últimos años.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada . Guarda el enlace permanente.